English Español
galeria tataya logo

Nació en Oaxaca en 1965.

ESTUDIOS

1983 – 1984: Taller de Artes Plásticas Rufino Tamaño, Oaxaca, bajo la dirección del Maestro Roberto Donís
1985 – 1988: Taller de Artes Plásticas Rufino Tamaño, Oaxaca, bajo la dirección de Atanasio García Tapia.

EXPOSICIONES INDIVIDUALES RECIENTES

2010: “El Espíritu de la Muerte en Barro Negro”, San Pedro Museo de Arte, Puebla
2006: “Carlomagno Pedro Martínez”, Texas Gallery, Houston, EEUU
“Carlomagno Pedro Martínez”, Arts Academy, Boston, Mass., EEUU                       2002: “The Indians: Chiapas – México – California”, Parc de la Billette, Paris, Francia
2001: “Carlomagno Pedro Martínez”, Arts Academy, Boston, Mass., EEUU

EXPOSICIONES COLECTIVAS RECIENTES

2010: “Arte Sano”, Museo de Arte Popular, México DF
2008: “El Arte Popular de Oaxaca en el Nuevo Milenio”, Friends of Oaxacan Folk Art, Nueva York, EEUU
“Harvest of Memories: Day of the Dead”, Gardiner Museum, Toronto, Canadá
2007: “Día de Muertos”, Casa Lamm, México DF
“Día de Muertos”, Museo de los Pintores Oaxaqueños, Oaxaca
2006: “La Descendencia del Fuego”, Exposición de Cerámica, Museo de los Pintores Oaxaqueños, Oaxaca
“Juárez en su Bicentenario”, Exposición de Cerámica, Museo de los Pintores Oaxaqueños, Oaxaca
2005: “Guadalupe de Muchas Maneras”, Galería La Mano Mágica, Oaxaca
2004: “Colores de mi Tierra”, Museo de los Pintores Oaxaqueños, Oaxaca
“18th Annual Centre of the Dead Exhibition”, Mexican Fine Arts Centre Museum, Chicago, EEUU
2002: “Zonas de Mediación”, Centro Cultural, Tijuana
“Grandes Maestros del Arte Popular Mexicano”, (Colección Fomento Cultural Banamex) Fine Arts Centre Museum, Chicago, EEUU

RECONOCIMIENTOS

1987: Premio Nacional de la Juventud. Distinción de Artes Populares, México DF
1985: 1er. Lugar en Escultura. Gran Premio del Arte Popular, Tlaquepaque, Jalisco

COLECCIONES PÚBLICAS y PRIVADAS

  • Permanent Collection, Mexican Fine Arts Centre Museum, Chicago, EEUU
  • Museo de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, antiguo palacio del Arzobispado, México DF
  • IDB Cultural Centre, Inter-American Development Bank, Washington DC, EEUU
  • Colección del Fomento Cultural, Banamex, A.C.
  • Peckerwood Garden Foundation, Hempstead, Texas, EEUU

 

¿Como se diferencia al artesano de gran talento del artista genuino, en toda la fuerza y acepción de la palabra? La respuesta no resulta simple y a lo mejor abre el camino a un sinfín de argumentos válidos pero pudiera justificar la diferencia en que, más allá del mero quehacer tradicional que el artesano habrá aprendido, con toda la idiosincrasia que le pudiera aportar en realizar la pieza, llega un punto donde el artesano se vuelve genuinamente creativo, en introducir otra dimensión en su haber: la vida, las emociones, el realismo.

La obra de Carlomagno no es cosa fácil de definir, de una parte porque se le considera erróneamente como artesano y por otra porque ya tiene una larga trayectoria artística. Sin embargo, lo que inmediatamente destaca es la personalidad y originalidad de su obra. Si aprendió su oficio de sus padres y abuelos a la temprana edad de 4 años, ya a los 14 destacaba por su creación escultural única. Su inspiración se encuentra en los mitos, leyendas y creencias culturales de su pueblo que interpretó con maestría. Pero aquí no se justificaría el término de “artista” ó, mejor dicho, de “escultor”.Si su técnica se queda dentro de la tradición familiar (barro negro), le supo dar un giro único en la interpretación de sus piezas. Ya no se discute de la tradición sino de su creatividad y técnica impecable. Al ver su obra, nos remitimos al Expresionismo de principios del siglo XX y, más precisamente, en la obra de Edvard Munch, de la cual nombraré, a título de ejemplo, el “Grito” (óleo sobre tela), ahora en el Museo Nacional de Oslo, Noruega. En las obras de Carlomagno, “Homenaje a Goitia: lloronas”(1996), “Torito III: la familia”(1996), “Las Viejas”(2008) o “La Leyenda del Murciélago”(en su múltiples variaciones, la última – del 2010 – en Tataya), para nombrar unas cuantas, donde destacan su fuerza expresiva y su realismo rabiosamente sui generis, se puede apreciar lo grandioso y la maestría de su creatividad única. Estas obras “gritan” el dolor, la fe, lo cotidiano … en otras palabras este pedazo de realismo que nos transmite el artista con la fuerza del trueno y que hace perennes sus piezas porque su obra ya es Historia.
De la maestría de Carlomagno, nadie lo duda. Este gran artista, orgullosamente Oaxaqueño, ha sido galardonado tanto en su Tierra, su País y en el extranjero. Su obra se encuentra en Museos, tanto en México como en Europa y EEUU y también en numerosas colecciones privadas.